top of page

JUGANDO TAMBIÉN SE APRENDE



Nuestros menores desarrollan capacidades matemáticas, de memoria y relacional a través del juego. Parte del servicio del programa Pfal se destina a que a través del juego los y las menores del servicio desarrollen cualidades que mejoren y favorezcan el aprendizaje, el razonamiento, la memoria, el cálculo, el razonamiento, la atención y concentración. Además de favorecer el desarrollo de habilidades sociales como a respetar el turno, la paciencia, la toma de decisiones en grupo, etc. De esta manera se favorece el desarrollo integral de la población beneficiaria.

Comentários


Entradas destacadas
Entradas recientes
Archivo
CATEGORIAS
Síguenos
  • Facebook Basic Square
  • Twitter Basic Square
  • Google+ Basic Square
bottom of page